Preposiciones, sustantivos, verbos, artículos, pronombres y otros elementos más. Igual que los tantos idiomas hablados en todo el mundo, el español es constituido por partículas que desempeñan funciones y que hacen con que las frases tengan un sentido (¡o muchos!).

Nosotros, que nos dedicamos a estudiar una lengua, ponemos toda nuestra atención en eso. La conjugación de los verbos, la forma correcta para pronunciar las palabras, el contexto adecuado para sacar un refrán del bolsillo y utilizarlo. Sí, todo eso es importante si deseamos hablar una segunda lengua cada vez mejor.

Pero, la verdad es que el hecho de hablar un idioma se convierte en una tarea mucho más placentera cuando vamos más allá de lo que nos trae la gramática.

Específicamente en el caso del español, con los años que llevo estudiando (¡y amando!❤) ese idioma, he llegado a la siguiente conclusión (que no suele aparecer en los libros): El español tenemos que hablar con pasión.

Sí, es verdad que a algunas personas les resulta ser un poco más difícil articular las palabras y expresarlas oralmente de la forma correcta, según la fonética española. Pero, eso se puede resolver con entrenamientos y con mucha práctica.

Lo que sí, en mi opinión, es mucho más difícil resolver es el “hablar sin ganas”. O sea, la falta de sentimiento.

No se trata de solamente aprender palabras y estructuras, amigos. Hay que sumergir en este universo, tratar de llegar en el “más allá” del que he hablado y jamás, jamás hablar sin ganas.

El español es entero, pulsante y flamante. ¿O acaso ustedes nunca han sentido el corazón latir más fuerte mientras hablan? Bueno, si alguien me contesta con un “no”, entonces, tal vez esa persona no esté hablando con el sentimiento que ese idioma se merece.

Es cierto que no existe ninguna regla gramatical que determine eso que les voy a decir, pero, yo que ustedes, tomaría nota de la siguiente sugerencia: para hablar español pongamos sen-ti-mien-to.

Sí, estudiemos la gramatica (que a esa no la podemos dejar nunca). Pero no nos olvidemos de dejar espacio para que el corazón haga parte de la conversación y hablemos – siempre – con pasión, ¿vale? 🙂

➡ ¿Sigues hablando en portugués en tus clases de español?

Gostou da Calle Hispánica? Então, curta a Fan Page no Facebook e siga a Calle no Instagram para não perder nenhuma postagem! 😉